viernes 02 de diciembre de 2022 - Edición Nº1458

Locales | 1 oct 2022

SAN CLEMENTE DEL TUYÚ

Un águila mora volvió a su hábitat después de meses de rehabilitación en un centro de rescate

El animal había sido encontrado en un terreno baldío a principios de julio con una lesión en una de sus alas y fue llevado al área de rehabilitación de animales terrestres del Parque Educativo Mundo Marino. Se cree que fue impactada por un proyectil de gomera.


Luego de casi 3 meses de rehabilitación, un águila mora (Geranoaetus melanoleucus) pudo ser reinsertada a su hábitat natural, en una zona rural cercana a la Reserva Natural Rincón de Ajó, al norte de San Clemente. ​

El ave rapaz había sido encontrada a principios de julio en un terreno baldío de aquella localidad costera por un vecino de la zona que, al notar que tenía un ala caída y que no podía volar, la acercó a la institución El Niego, en la localidad de Las Toninas, especializada en aves rapaces, para su evaluación y asistencia.

Siguiendo el protocolo, ese lugar informó de la presencia del ejemplar a la Dirección de Flora y Fauna de la Provincia de Buenos Aires, quien indicó que el animal debía ser trasladado al área de rehabilitación de animales terrestres de Mundo Marino para su asistencia y tratamiento.

El ave rapaz, una hembra subadulta, ingresó al centro de rescate, ubicado en San Clemente, el pasado 6 de julio. “Cuando llegó observamos que su ala derecha estaba caída. Para su examen, se procedió a anestesiarla por vía inhalatoria, con el objetivo de generar el menor estrés posible en el animal durante la revisión. Así pudimos tomar muestras de sangre y realizarle un examen clínico general ​ que incluyó evaluación cardíaca, respiratoria y ​ estado nutricional. También nos permitió revisar sus ojos, pico y garras”, explicó Mauro Andrés Pergazere, médico veterinario del Parque Educativo Mundo Marino.

Además, Pergazere agregó: “Concluimos que la lesión estaba focalizada a nivel muscular, por lo que suponemos que la caída del ala derecha y la imposibilidad de levantar vuelo estuvieron vinculadas a un factor externo, compatible con un golpe ocasionado, posiblemente por un proyectil de gomera”.

Para el tratamiento, se mantuvo al animal en un recinto de aproximadamente 2,5 metros de alto y con troncos que ofrecían distintas alturas que evitaban que el animal hiciera sobre esfuerzos y estimulara un proceso progresivo de musculación. Además, se le suministró un complejo vitamínico y antiinflamatorios. Para el alta médico veterinaria fue determinante el hecho de que el águila mostrara buenas aptitudes de caza cuando se le ofrecieran presas vivas.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias