jueves 29 de julio de 2021 - Edición Nº967

Cultura | 24 jun 2021

HOLISTICA

Los 15 sentidos del ser humano de acuerdo a la ciencia espiritual

Percibimos el mundo través de nuestros sentidos: los sentidos son funciones que permiten al sujeto ingresar al YO las percepciones del mundo externo


La biología reconoce cinco sentidos: tacto, vista, gusto, oído y olfato, cada uno relacionado con sus respectivos órganos del cuerpo físico. A la biología y a la medicina le son suficientes estos cinco sentidos para explicar los fenómenos que ocurren dentro su campo de estudio.

La ciencia espiritual trabaja no sólo sobre el cuerpo físico del hombre, sino también en los campos de su alma y su espíritu; así dentro de esta estructura triple reconoce quince sentidos.

Para su mejor descripción, los agrupa en cuatro grupos de acuerdo al ámbito que permiten percibir:

•             Sentidos que perciben los  reinos de la naturaleza y otros  objetos materiales.

•             Sentidos que perciben su propio cuerpo.

•             Sentidos que perciben los demás seres humanos.

•             Sentidos que perciben el mundo del espíritu.

Los cuatro sentidos que nos permiten percibir el mundo de la materia son olfato, gusto, vista y sensación térmica.

Los que nos proporcionan información de la propia identidad son el sentido del tacto, el sentido de vida, el sentido de movimiento y el sentido de equilibrio.

Los sentidos por los que percibimos la interioridad de las demás personas son el oído, el entendimiento de la palabra ajena, el entendimiento del pensamiento ajeno y la comprensión del YO ajeno.

Los sentidos mediante los cuales se toma conocimiento del mundo espiritual son la imaginación, la inspiración y la intuición.

Sentidos que nos permiten percibir el mundo exterior: olfato, gusto, vista y sensación térmica.

En ellos se chocan el mundo exterior con el interior propio; el aroma, el sabor, el aspecto y la temperatura de los objetos externos ingresan al YO. Estos sentidos son la frontera entre el YO y el no YO, el lugar donde conviven ambos mundos.

Sentidos que nos informan sobre nuestro propio cuerpo.

- Sentido del tacto: Si bien nos pone en contacto con lo exterior, el aspecto destacado aquí es que marca el límite del propio cuerpo y así nos permite percibirlo.

- Sentido de vida: A través de él, el hombre toma conciencia de su corporalidad; brinda información del bienestar o malestar de nuestro organismo; nos dice si no dormimos bien, si comimos demasiado, si algo no funciona como debe. Lo percibimos generalmente en este último caso.

- Sentido del movimiento: Por él, percibimos cuando realizamos movimientos: caminar, levantar un brazo, parpadear. Esta percepción sólo es posible para un ser viviente por medio de un verdadero sentido.

- Sentido del equilibrio: A través de él podemos diferenciar derecha e izquierda, arriba y abajo, horizontal y vertical; nos orienta dentro del espacio.

Los sentidos para la percepción de los otros seres humanos.

- El sentido del oído: Por medio de él percibimos los sonidos por sí mismos, no la interpretación del discurso, es decir percibimos la vibración sonora con sus tonos y todo lo que lleva, no las palabras.

- Sentido de la palabra ajena: Nos brinda la comprensión del discurso.

- El entendimiento del pensamiento ajeno: Nos permite percibir el pensamiento del otro expresado por gestos, por ademanes, por el meta mensaje detrás del habla.

- La comprensión del YO ajeno: a través de este sentido incorporamos la esencia de las otras personas de la misma forma que incorporamos los aromas, colores y sonidos. Este sentido nos permite el entendimiento del YO de los demás, una experiencia inmediata.

Mediante estos doce sentidos nos relacionamos con el mundo material y anímico que nos rodea, existen tres más para la percepción del mundo espiritual:

•             La imaginación.

•             La inspiración.

•             La intuición.

La luz se impone sobre la oscuridad, de la misma forma el Conocimiento se impone sobre la ignorancia, causante de errores y sufrimiento. Cuanto mayor sea el conocimiento del mundo que tenemos, más acertadas serán las decisiones  que tomemos y mayor el beneficio propio y para los demás…Y cuanto más desarrollados estén los sentidos mayor será la percepción y el conocimiento del mundo.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Notas Relacionadas
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias