domingo 14 de julio de 2024 - Edición Nº2048

Internacionales | 19 may 2021

COLOMBIA

Con el diálogo empantanado, habrá una nueva jornada de movilizaciones

El Comité Nacional de Paro, que agrupa a parte de los sectores que protestan masivamente en las calles desde hace 20 días, y representantes del Gobierno no llegaron a un acuerdo para sortear la crisis y habrá una nueva movilización este miércoles.


Colombia pulsará este miércoles, con las movilizaciones que se realizarán en todo el país, hasta donde caló la orden del Gobierno de impedir los bloqueos con las fuerzas de seguridad y su reiterada propuesta de diálogo que, sin embargo, no logró ni un avance, mientras el Comité Nacional del Paro se plantó en su reclamo de garantías para la protesta y ratificó las medidas de fuerza.

Tras el fracaso de las reuniones del domingo y el lunes, el Comité insistió en la jornada de movilizaciones convocada para este miércoles, tras el desacuerdo central: que el presidente Iván Duque condenara "de manera explícita y contundente los abusos de la Fuerza Pública”, un paso del que el mandatario parece estar a años luz.

Más aún después de su anuncio de anoche de que había ordenado el "máximo despliegue" de "todos los niveles de la fuerza pública" para levantar los bloqueos de calles y rutas que desde hace tres semanas mantienen miles de manifestantes en el país como parte del paro.

Que la declaración de Duque se haya dado en medio de las negociaciones pareció endurecer todavía más las exigencias de los convocantes a las marchas.

En rigor, varias protestas comenzaron este martes mismo, sobre todo en el Valle del Cauca, convertida en la zona de mayores enfrentamientos y represión, con denuncias de varias muertes a manos de la Policía y de cientos de heridos, varios de ellos con lesiones oculares.

El Comité del Paro anoche dio su versión sobre una negociación que, en rigor, aún no comenzó: "Hoy esperábamos una respuesta a nuestras exigencias de garantías para la protesta, para poder dar inicio a la negociación, y el Gobierno dijo no a todo, e incluso sobre varios temas no se refirió".

Las dos partes volverán a verse el jueves, a las 7 (las 9 de Argentina), ya con la resonancia de la jornada de movilizaciones y protestas de mañana sobre la mesa.

En Cauca, en tanto, la tensión no cesa luego de que se produjeran nuevas manifestaciones reprimidas por el Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad), informó la prensa local.

Un grupo de personas atacó con piedras y fuego la sede de la Alcaldía y el Concejo Municipal de Yumbio, también en el departamento de Cauca, dejando varios vidrios rotos y daños en el primer piso de los edificios.

El alcalde de Yumbo, John Jairo Santamaría, pidió al Gobierno Nacional que se frenen los ataques contra manifestantes.

De acuerdo con organizaciones de derechos humanos al menos 50 personas murieron en el marco de las protestas que estallaron el 28 de abril, aunque la Defensoría del Pueblo mantiene en 42 su número oficial y únicamente “15 de esos casos tienen relación directa con las manifestaciones y otros 11 se encuentran en verificación”.

Además de la militarización de las ciudades, la polémica se centró ahora en los bloqueos de calles y rutas: mientras el Alto Comisionado para la Paz y vocero del Gobierno en los diálogos, Miguel Cevallos, pidió al Comité del Paro "que manifieste de manera explícita su condena a las bloqueos”, los organizadores de la medida se limitaron a anunciar que seguirán "acordando corredores humanitarios" para no poner en riesgo "la vida, la salud, la alimentación de los colombianos".

Según el sitio de Nuevo Diario, solo en Cauca se registran unos 20 bloqueos y la zona amenaza con convertirse otra vez en una de las más complejas.

El Consejo Regional Indígena (CRIC) anunció en un video que “3.000 indígenas son entrenados para evitar el desbloqueo por parte del Ejército”. “Estamos para defender a nuestras comunidades”, añadieron, según se ve en un video publicado por el sitio PeriodicoVirtual de Popayán.

En tanto, ya llegaron mingas indígenas a Ibagué y Medellín, donde, además, el tradicional Parque de los Deseos fue rebautizado Parque de la Resistencia.

Las movilizaciones comenzaron el 28 de abril, inicialmente en rechazo a una propuesta de reforma tributaria que el Ejecutivo enseguida retiró del Congreso, pero se agenda de demandas cambió y se amplió, a medida que el gobierno de Duque endurecía la represión.

El Comité Nacional del Paro –que reúne a unas 40 organizaciones sociales, gremiales y estudiantiles, reclama también que se abandone el proyecto de Ley de Salud, respaldo para las pymes, la desmilitarización de las calles, protección para los líderes sociales y una renta básica que equipare a un sueldo mínimo, entre otros puntos.

Además de llamados de atención de la ONU, la OEA, Estados Unidos y la Unión Europea, la serie de manifestaciones ya provocó la salida de dos ministros.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias